Fisioterapia Invasiva

Cada fin de semana millones de televidentes se deleitan con la presentación del equipo de fútbol Real Madrid. Sus jugadores, muchos de los más cotizados del mundo, hacen gala de sus conocidas destrezas físicas, pero lo que no todos saben, es que detrás de ese nivel existe el aporte de la Fisioterapia Invasiva, método que está disponible en Punta Arenas para sanar lesiones laborales, degenerativas y deportivas.

 

Las respuestas más recurrentes hasta ahora para abordar este tipo de dolencias son los tratamientos kinésicos o quiroprácticos, sin embargo, el trabajo fisioterapéutico está avanzando más allá de la utilización de las manos para subsanar patologías motoras y musculoesqueléticas: las agujas se han convertido en la extensión de los dedos, logrando llegar hasta las áreas de dolor de manera más precisa, lo que se conoce como Fisioterapia Invasiva.

 

El DC Quiropráctico de Ortho Med, Carlos Alvarado, participó en octubre recién pasado en el II Congreso de Fisioterapia Invasiva, realizada en Madrid, España, país que se ha posicionado como líder en esta materia, regresando con conocimientos y equipamiento de vanguardia para tratar a sus pacientes con este procedimiento.

El innovador método consiste en un conjunto de  técnicas que se aplican a través de la piel mediante agujas, las cuales pueden actuar solo con el movimiento que realiza el profesional, se le pueden añadir fármacos o electricidad. El especialista explicó que en este último caso, con la electrólisis percutánea, se comprobó que además de quitar el dolor, la zona tratada se regenera rápidamente, lo que se puede observar gracias al uso de un ecógrafo, que aporta seguridad al proceso al tener control visual del tejido en todo momento. Es decir, se está frente a una intervención ecoguiada.

 

“Cuando una persona tenía un punto de dolor muscular, antes de la Fisioterapia Invasiva, se podían destinar tres o cuatro sesiones para sanar, pero con la utilización de la aguja eso bajó a una sesión. El solo efecto mecánico de la aguja sobre el punto gatillo, disuelve el dolor de manera permanente. Incluso, además de eliminar el dolor, tiene un efecto reparador porque la aguja al tocar el tejido, lo rompe, y se activan los mecanismos de reparación. El poder de autosanación que todos tenemos, se vuelve a activar”, destacó Alvarado.

 

En un principio la Fisioterapia Invasiva solo se usaba en los tendones, pero actualmente se amplió a lesiones ligamentosas, musculares, articulares y óseas, es decir, se está abarcando todo desde el punto de vista musculoesquelético. Además, el uso del ecógrafo es una ventaja, porque se puede comparar la situación del paciente entre el día uno, con las siguientes semanas de tratamiento.

 

Para el profesional magallánico, con este método el kinesiólogo se hizo de una nueva herramienta que amplía sus posibilidades para alcanzar la recuperación de sus pacientes, y bajo condiciones muy favorables, porque la disminución del número de sesiones para que la persona pueda volver a sus actividades normales, se puede traducir en ahorro de tiempo y dinero.

Si bien la gran mayoría de los resultados son positivos, es importante que el paciente cumpla con las recomendaciones que entrega el profesional tratante, especialmente que realice los ejercicios que se le entrega posterior a las sesiones, ya que ayudan a retomar los movimientos correctos, previo a sufrir la lesión.

 

Otro aspecto a considerar, es que las punciones generan dolor en la zona manipulada, por lo que a las personas se les explica detalladamente cómo se desarrolla el proceso. “Es importante que los pacientes no tengan temor a las agujas, que no presenten problemas de coagulación, u otros síntomas que pueden perjudicar el tratamiento. Eso se conversa en la primera cita”, afirmó Alvarado, destacando el trabajo coordinado con los otros profesionales tratantes del paciente, para no perjudicar eventuales diagnósticos que estén siendo abordados.

Avenida Presidente Manuel Bulnes 01055 Teléfono(56-61) 223 7070
Punta Arenas - Región de Magallanes y Antártica chilena